Saltar al contenido

La disfunción eréctil o la impotencia sexual masculina viene siendo, la incapacidad que padecen algunos hombres al no mantener una erección lo cual le permita tener una capacidad sexual con satisfacción. Es importante diferenciar la disfunción eréctil de otros problemas sexuales, tal como la falta de deseo, e incluso de las alteraciones de la eyaculación tal como eyaculación retrasada, eyaculación prematura o la ausencia de la eyaculación, o bien sea trastornos de orgasmos. Cabe destacar que si está enfermedad no se trata con tiempo, puede afectar las relaciones con la familia, la pareja como también en el entorno social. Generalmente los hombres pueden tener en algún momento problemas de erección y esto es debido a cansancio, por estrés, por alguna enfermedad o por los efectos de drogas o de alcohol. Tratamientos para la disfunción eréctil Por lo general, los especialistas recomiendan que cuando se va a elegir un tratamiento para la disfunción eréctil, se debe seguir del menos al más invasivo. Se debe empezar llevando un buen estilo de vida, lo que continua con una ayuda psicológica y con tratamientos de fármacos, y finalmente decidir por cirugía. Ahora bien, para los hombres menores de cuarenta años, se sugiere acudir con ayuda psicológica; si están padeciendo de problemas físicos, de impotencia sexual, de problemas de autoestima, que suelen estar derivados de dicha afección. La Sociedad Americana de Urología junto a la Sociedad Europea de Urología, manifiestan mediante unas pautas que los inhibidores de la fosfodiesterasa tipo 5, vienen siendo el principal tratamiento que se debe tener presente, para un correcto tratamiento farmacológico. En consecuencia, antes de decidir tomar alguno de estos tratamientos que se mencionarán más adelante, es fundamental consultar con el médico: • Tadalafilo; este se comercializa con el nombre de Cialis, el cual actúa incrementando el flujo sanguíneo en el pene y así estimular la erección. Este medicamento se debe tomar 30 minutos antes de tener relaciones sexuales y suele ser eficaz 24 horas posterior a la administración. Se puede decir que el consumo de alimentos no interfiere a la absorción del fármaco. Este medicamento tiene efectos secundarios los cuales pueden ser moderados o leves entre ellos tenemos: rinitis, dolores musculares, enrojecimiento facial o dolores musculares. • Vardenafilo; conocido también como levitra su objetivo es el aumento de flujo sanguíneo del pene y así tener una buena estimulación sexual. Se debe tomar en un aproximado de 25 a 60 minutos antes de iniciar la relación sexual y puede durar hasta cinco horas. Los efectos secundarios de este medicamento vienen siendo leves y van desde el dolor de cabeza, mareos, rinitis o náuseas. Cuando se consume una comida con un alto contenido de grasa, la concentración del medicamento en la sangre se retrasa. • Sildenafilo; tambien llamado Viagra, al igual a las anteriores, aumenta el flujo sanguíneo del pene, para tener una buena estimulación sexual. Se ingiere una hora antes del acto sexual, y el efecto puede durar un aproximado de 5 horas. Los efectos secundarios que provoca son trastornos visuales, gastrointestinal, sofocos, dolor de cabeza. Las personas que padezcan de rinitis pigmentosa o que ingieran nitrato conjuntamente con el tratamiento. Se puede agregar que al igual que vardenafilo, su efecto puede verse interferido, si se consume comida con altos niveles de grasa. • Avanafilo; se conoce en el mercado como Spedra e igual que el resto de los medicamentos de esta lista, tiene como propósito aumentar el flujo sanguíneo en el pene. Se toma treinta minutos antes de darle inicio a la actividad sexual, el efecto suele durar hasta seis horas. Cabe mencionar que, similar a los anteriores fármacos, su efecto decae si se consume comidas con altos niveles de grasa. En cuanto a los efectos secundarios, se asemejan al resto de los inhibidores de la fosfodiesterasa-5 (IPDE-5) Causas de la disfunción eréctil La impotencia sexual se puede originar de acuerdo a las siguientes causas: • Las causas psicológicas; en esta ocasión el órgano reproductor masculino no tiene alteración física, no obstante, las enfermedades tal como la ansiedad que puede ser incrementada a causa del miedo, a no tener una erección y que la pareja quede insatisfecha. También puede ser por estrés, depresión o por problemas maritales. Por otro lado, tenemos las preocupaciones en exceso por los problemas laborales, familiares o sociales, los cuales disminuye la atención requerida para la actividad sexual. La falta de ejercicio, fatiga, insomnio, inapetencia o haber tenido un fracaso en el trabajo, puede desnivelar los reflejos sexuales. • Las causas vasculares; esta causa suele ser habitual, se debe a que la sangre no se acumula en el pene por lo que no puede tener una erección, ya que no llega en una cantidad adecuada. El fumar, la diabetes, la hipertensión arterial, algunas enfermedades cardíacas o el aumento en los niveles del colesterol en la sangre, ocasionan trastornos vasculares que dificultan la erección. • Causas neurológicas; esta causa se hace presente cuando se interrumpe la transferencia del mensaje del cerebro al pene debido a una obstrucción en los nervios involucrados. Suele ocurrir con las lesiones de la esclerosis múltiple, la médula espinal o posterior a ciertas operaciones en la pelvis. • Las causas hormonales; estás suelen ser menos frecuentes, y se originan por la falta de hormonas sexuales masculinas. • Las causas farmacológicas; se pueden encontrar en el mercado algunos medicamentos que tienen como efecto secundario la disminución de adquirir una erección. Para dar un ejemplo más claro, ingerir ciertos fármacos que traten enfermedades cardíacas, hipertensión y trastornos psiquiátricos. Síntomas de la disfunción eréctil El síntoma primordial de la disfunción eréctil, viene siendo el cambio en la calidad de la erección bien sea en mantenerla como en la rigidez. Si la impotencia se produce por causas físicas, entonces viene siendo uno de los principales indicadores para mantener una erección al despertarse por las mañanas. Pero si se produce por causas psicológicas, es debido a que dicha impotencia se origina durante un lapso de tiempo requerido, por ejemplo, mientras la situación de estrés este presente. En cambio, si el problema persiste más de 4 meses, entonces el paciente debe buscar un urólogo especialista en impotencia. ¿Qué prevenciones tomar para evitar la disfunción eréctil? Cabe señalar que la medida que los hombres deben tener presente para evitar la aparición de la disfunción eréctil, es la mejoría del estilo de vida, ya que se debe evitar todo tipo de hábito que resulte negativo en las venas o arterias, tal como consumir alcohol, fumar e ingerir grasas saturadas, llevar una vida llena de estrés o sedentarismo. Y por último es importante mencionar que, según expertos, han establecido que para mencionar los diferentes tipos de impotencias pueden ser: leve, moderada y grave